Escenaza y portada para Babes Network: Ivory’s touch

 

Hoy tengo el honor y privilegio de poder decir que salgo en la portada de Babes.com 🙂

Hace unos meses, y de forma completamente inesperada, un gran productor se puso en contacto con Amber y conmigo: Estaba rodando una serie de videos para esta gran compañía y nuestro perfil les había gustado. Rápidamente mandamos fotos, información y todo lo que hacía falta para poder optar al trabajo. En unos días nos llamaron ¡Eramos las únicas seleccionadas de toda España!

Se acercaba el rodaje y no cabía en mi de la emoción. Me teñí el pelo unos tonos más oscuro, me hice uñas de gel y aparecí, monisima, en el lugar del rodaje. La casa era espectacular, un chalet color negro con todo el techo superior hecho de cristal que dejaba pasar la luz natural. ¡Espera! El cristal no era solo el techo, sino la parte inferior de una piscina que había en el tejado.

Osea, que si estabas en la primera planta y mirabas hacia arriba, podías ver los culos de los bañistas. Digno del Marqués de Sade.

Pasé a maquillaje, donde me rizaron el pelo y me hicieron unos ojos ahumados que daba gusto verlos. La estilista me probó unas cuantas cosas hasta que se decantó por un conjuto de ropa interior verde oscuro y negro, y una especie de batín semi transparente. Mientras tanto, maquillaron a Amber.

Comenzó mi escena con Sabby, un actor húngaro la mar de simpático y con unas cuantas pelis a sus espaldas (Ha rodado con Brazzers, 21 sextury y demás productoras de alto nivel). Primero fotos, luego video. Tuvimos mucha química, y en menos de hora y media ya habíamos acabado.

¡Pausa para comer! Ensaladas riquísimas para todo el mundo. Aparece Amber con toda la cabeza llena de rulos y nos sacamos unas cuantas fotos absurdas. Sorpresa, el actor de Amber ha fallado así que han decidido sustituirle por un actor español: Franck Franco. 

Por pura casualidad había conocido a Franck unas semanas antes, mientras le realizaba una entrevista por Skype para que participase como actor dentro de Omnia-X. En persona resultó ser incluso aún más simpático que por el ordenador: teníamos diversión asegurada.

Hablamos un poco con el equipo sobre cotilleos de la industria , y mi envidia creció considerablemente cuando Franck confesó que había rodado con Anissa Kate y Valentina Nappi, ¡Mis diosas europeas! Algún día rodaré con ellas y seré extremadamente feliz.

Amber, absolutamente espectacular con el pelo rizado y un conjunto de ropa interior gris, apareció en escena ¡Comenzaba el segundo rodaje! Yo me escondí detrás de la terraza para ir haciendo fotos con el móvil de la escenaza que tenía enfrente mio. Hubo que repetir algunas tomas, pero quedó de muerte.

Ya con todo acabado nos damos cuenta de que ¡Llegamos tarde al avión! así que Franck se ofrece a llevarnos, superando ligeramente (ejem) el límite de velocidad. Nos despedimos de un rodaje maravilloso y salimos corriendo hacia el avión. Llegamos por los pelos. Amber me deja la ventanilla. Respiro.

Así da gusto trabajar.

 

La escena de Amber aún no ha salido, pero aqui me tenéis a mi, preparada para dar mucha guerra.