Mis propósitos para este año y el porqué no tengo planes a largo plazo.

Odio este tipo de posts. “Mis propósitos para este año”: comer sano, leer más libros, estar más tiempo con la familia, hacer ejercicio, dormir más.
Y una mierda.

Hacer una lista el día 1 de Enero con todas las cosas que supuestamente cumplirás a lo largo del año es la antítesis de la efectividad. Porque ¿sabéis que? En mi experiencia, cuando quieres cambiar algo, simplemente lo haces, no lo escribes en una lista.

Es fácil eliminar el estrés y las preocupaciones cuando proyectas sobre el papel las cosas de ti que no te gustan, o te apetecería cambiar. El hecho de escribirlas te las quita (al menos por un tiempo) de la cabeza, pero en la realidad para lo único que funciona es para posponerlas indefinidamente y darte cuenta el próximo 1 de Enero de que no has dejado de fumar, ni has leído más libros, ni hecho más ejercicio.

Si quieres hacer algo, HAZLO. Punto y final.

Por este mismo motivo, no tengo propósitos para este año: cuando tienes un plan cerrado, sueles incumplirlo. Mi plan es exactamente el mismo que sigo el resto de días de mi vida, dejar que las cosas fluyan. Trabajar duro y esforzarme en seguir creciendo como persona y avanzar profesionalmente. Cuando encuentro algo que no me gusta en mi entorno o en mi forma de ser, lo modifico.

No hago planes a más de tres meses vista, porque con el estilo de vida que llevo planear algo de aquí a un año significaría cerrarme puertas y perderme oportunidades.
Adoro vivir con la incertidumbre de lo desconocido y soy terriblemente buena improvisando.

¿Mis propósitos para este año? Hacer lo que me haga feliz. No tener miedo al cambio. Vivir fuera de mi zona de comfort. Como siempre 🙂

Knowing is not enough; we must apply.
Willing is not enough;
we must DO.

 

CbCJa53

8 comments
  1. Buenos días, me llamo Jorge Roussel Perla y tengo un blog de literatura bastante cutre que no te recomendaría visitar teniendo en cuenta las cosas que leí de ti en una entrevista de la Jot Down (por ella estoy aquí): tienes buen gusto en literatura. La verdad es que compartimos algunos gustos literarios, pero ni aún así., bueno, que yo me pasaba por si te gustaría que usara tu nombre artístico para un personaje en un relato. Vi tu nombre y me moló, suena muy bien y las referencias a Frank Miller le dan un toque, desde luego (no he leído sus cómics, sólo me vi la peli). Si no te interesa me parece lo normal, para qué vamos a engañarnos, además es tu nombre artístico y seguramente quieras acotar su uso. Por si te interesa, te comento: el relato va de una cría que sobrevive como puede en un mundo post-apocalíptico y se encuentra a tu personaje en medio de una decisión importante que tu personaje atajaría un poco a su manera aunque la cría tampoco iba a dar su brazo a torcer, vale, no te he contado nada… Hice ya un relato sobre ella llamado “Kalani” en el que se enfrentaba a un dilema ético (que a saber si tiene sentido), pero no sé por qué me apetece hacer otro repitiendo personaje. De momento sólo he leído este post y otro sobre complejidades emocionales, la verdad es que estoy de acuerdo con todo lo que dices, pero me llevas ventaja, yo he aprendido estas cosas hará como uno o dos años, ya ves. La procrastinación va conmigo, soy bastante vago (bueno, en realidad lo que ocurre es que soy muy celoso de reservar tiempo libre para mí mismo), paradójicamente soy también una de las personas más activas que conozco (soy casero, pero me dedico a muchas actividades y me encanta aprender), pero hacer una lista o proponerte cosas… las cosas, básicamente, ocurren o no ocurren y no está nada mal.
    Oye, no he visto nada de tu trabajo, ¿alguna recomendación?
    ¡Un abrazo, Amarna Miller! ^_^

    1. ¡Me encanta este comentario! Siéntete libre de usar mi nombre artístico Jorge, aunque a cambio te pediré que me pases un ejemplar de la novela cuando la tengas acabada ¿Qué te parece? 🙂

      Yo también soy activa (demasiado…), lo que los americanos llaman “workaholic”, adicta al trabajo. Lo que pasa es que mi trabajo mola tantísimo ¡que no sé parar! Y no, no me refiero únicamente a grabar escenas. En realidad la mayoría del tiempo lo paso escribiendo entradas para el blog, contestando entrevistas y enviando emails. Pero es que me encanta.

      Recomendaciones de escenas: cualquiera de las que he grabado para SexArt, por ejemplo Waltz with me o Unplugged (si te molan los lésbicos) y también las de 21st sextury, que siempre me sacan muy bonita: The macho and the nerd, por ejemplo. ¡Ah! Y si te mola la buena cinematografía, te recomiendo Four Chambers y XConfessions. ¡Ahí van unas cuantas!

      1. Muchas gracias por todo, y me alegro de que te guste la idea, aunque no es una novela, es un relato-secuela de otro que ya escribí hace tiempo. Ahora estoy liadísimo: he vuelto a España unos días -se supone que de vacaciones- y no tengo tiempo para nada. Pero no te preocupes, que el relato va a parar a tus manos cuando esté acabado. Dentro de poco voy a publicar un e-book al más puro estilo samizdat (gratuito-punk) y en ese compendio de relatos aparece la que vendría a ser la “precuela”, ya te iré avisando por si te interesa (ya tengo el isbn y todo, sólo me falta que el ilustrador me acabe la portada). En cualquier caso intentaré hacer un buen trabajo y que te guste (aunque soy muy friki con mis relatos, la verdad), si tienes alguna sugerencia o se te ocurre algo (antes y después de leer el relato) no dudes en decírmelo.
        ¡Un abrazote, Amarna Miller! ^_^

  2. Uff. Tus deseos son el sueño de cualquier procrastinador y/ avoidant.
    Suerte en ello 🙂

  3. Muy bien dicho…me gusta tu forma de pensar y actuar respecto a eso. Yo necesito algo así y eso me dio otra perspectiva de ver y hacer las cosas…Saludos linda gatita 😀

  4. Amarna: Has pensado en un futuro ser “coach”? 😀 Tienes una mentalidad muy interesante.

    Con respecto a lo que comentas en el artículo sólo agregaría (si me lo permites) es ir consiguiendo objetivos más pequenos para conseguir un objetivo más grande. El proponerse algo muy ambicioso y no conseguiro (o conseguirlo a medias) trae como consecuencia: depresión e impotencia.

    Las cosas se hacen aquí y ahora!

    No recuerdo quién ha dicho la frase pero es que me encanta:

    “Hay dos días en los que no podemos vivir: el ayer y el mañana”

    Bueno, paro ya, que te podría inundar el blog 😉

    Un beso!!!

    Werner_sp

    1. Ser coach? No, nunca me lo había planteado 🙂 Pero con la cantidad de libros sobre motivación, psicología positivista y crecimiento personal que me leo, no creo que se me diese nada mal. ¡Mil gracias por el comentario!

  5. Si te metes a coach yo quiero una entrenadora así, cualquier cosa que me enseñes me vale de verdad 😀

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.